Peregrinamos sobre la sangre de Corpus Christi: Benito, un imprescindible

Peregrinamos sobre la sangre de Corpus Christi: Benito, un imprescindible

Como la sombra de la memoria viva, vuelve al combate frontal... el comandante Benito
PRIMERA LÍNEA REVOLUCIONARIA

Ignacio Valenzuela nació el 2 de noviembre de 1956. Hoy Tendría 64 años. Sencillamente era brillante e inquieto. Responsable, alegre enamoradizo, audaz y fue uno de los fundadores del Frente Patriótico Manuel Rodríguez y de las tareas militares dentro del antiguo partido Comunista que no dudo en dejar cuando este partido abandonó la Política de Rebelión Popular e insistió en que el FPMR tomara un camino propio.

El domingo 14 de junio de 1987, en el Festival Víctor Jara, en la Facultad de Arte de la Universidad de Chile, en Las Palmeras con Macul, con el frío terrible que circunda la carpa, se difundirían públicamente textos, canciones y poemas del Frente Patriótico Manuel Rodríguez. A pesar de los riesgos, Ignacio está presente en su condición de miembro de la Dirección Nacional del FPMR.

Su desempeño profesional como ingeniero comercial con mención en economía, titulado en 1980 en la Universidad de Chile, siempre fue brillante. Había efectuado también importantes cursos de postgrado en Chile y España.

Realizó actividades de docencia en la U. de Chile y como profesor del curso de Introducción a la Economía en el Instituto Superior de Artes y Ciencias Sociales, ARCIS.

Al momento de ser asesinado, trabajaba como economista, junto a un grupo de profesionales retomados que había organizado una oficina de asesorías y consultorías. A horas de las ejecuciones de la Operación Albania, el 16 de junio de 1987, ochenta y tres economistas de las más diversas posturas políticas suscribieron esta Carta Abierta exigiendo se clarificara la muerte de Ignacio.

Era disciplinado, serio, responsable, obediente, muy curioso. En el colegio, en la pre adolescencia lo empezaron a considerar conflictivo, porque era enormemente cuestionador y comenzaba a poner en jaque con sus preguntas a los profesores en el antiguo liceo 17 de Las Condes. En su adolescencia, en los años 70, el ambiente chileno se empezaba a politizar intensamente.

Ignacio, no obstante ser fundador del Frente en cuanto a sus bases filosóficas e ideológicas, organización, implementación, etc., no era militar revolucionario, se fue construyendo. Participó en decenas de operaciones político-militares desde antes de la fundación del Frente y siempre destacó en cada una de ellas.

Benito, nombre de Ignacio como combatiente y miembro de la Dirección Nacional del FPMR, sería el más apresurado en clarificar que la fundación del Frente Patriótico Manuel Rodríguez fue un acto colectivo, nacido de muchas personas, emanado de circunstancias sociales y de grupos políticos, como todo proceso histórico.

Alguien dejó en la tumba de Ignacio una madera muy humilde, con una paloma pintada en color rojo y el poema que habla de los hombres que luchan toda la vida. Los imprescindibles…

Ignacio Valenzuela fue de aquellos.

Nadie está olvidado, nada está olvidado.

“Reproduzca esta información, hágala circular por los medios a su alcance: a mano, a máquina, a mimeógrafo, oralmente. Mande copia a sus amigos; nueve de cada diez la estarán esperando. Millones quieren ser informados. El Terror se basa en la incomunicación. Rompa el aislamiento. Vuelva a sentir la satisfacción moral de un acto de libertad”. (Rodolfo Walsh)

TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario